Páginas vistas en total

domingo, 21 de octubre de 2012

¿A dónde fueron los superhéroes?

A ningún lado. Ven, te los enseñaré.
Asómate a la ventana. ¿Ves esas miles de personas que corretean de aquí para allá? Tú, ves personas. Yo, veo héroes. Porque cada uno de ellos lleva un poder dentro. No, es cierto; no visten con los calzoncillos encima de los pantalones, ni tienen una súper capa. No tienen un signo, o un emblema. Ni siquiera pueden volar. Pero los verdaderos superhéroes tienen poderes mejores que esos. Algunos saben escuchar, otros aconsejar, unos pocos actuar bien en momentos difíciles, y otros muchos sonreír a pesar de los problemas. De hecho, si que se disfrazan. Usan las sonrisas como máscara, y las lágrimas como su salvación. Están entre nosotros, esperando el momento de que alguien caiga, para ayudarles a levantar.En el fondo, todos somos iguales. Superhéroes que salvan vidas, a base de sonrisas. Superhéroes que, nos guste o no, también necesitan ayuda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario